¿Por qué debes cuidar la boca de tu perro?

Hábitos como el cepillado diario mejoran su salud global de tu perro.


¿Por qué debes cuidar la boca de tu perro?
Cuatro de cada cinco perros sufren problemas periodontales (Rasulovs / Getty Images/iStockphoto)

¿Cuándo fue la última vez que revisaste la boca de tu perro? Si la respuesta te genera duda o sorpresa formas parte de la gran mayoría desinformada propietarios de mascotas. Según indica el estudio “Hábitos de los españoles en la higiene oral de los perros”, elaborado por Pedigree y con la colaboración de Avepa (Asociación de veterinarios españoles especialistas en pequeños animales), el 70% no se preocupa por su higiene bucal.

Sin embargo, de su cuidado diario depende mantener su higiene y su salud global. El 72% de los dueños sabe que los problemas relacionados con la salud bucodental pueden comportar mayores afecciones, aunque solo el 11% cree que necesitan la misma atención que los humanos.

Buenos hábitos

Problemas tan comunes como el mal aliento en pueden prevenirse y solucionarse con una rutina correcta. Según Javier Collados, odontólogo veterinario: “Hay que realizar la higiene oral en casa, a través del cepillado y revisar la boca una vez a la semana, además de acudir a la clínica una vez al año”.

Sin embargo, solo el 14% de las familias con perros son conscientes de que hay que cepillar sus dientes una vez al día y el 57% piensa que la comida en seco es suficiente para mantener una buena higiene bucal. ¿La consecuencia de este desconocimiento? Que el 53% de los perros tienen algún problema bucal a lo largo del año.

“Los cuidados en casa pueden marcar una gran diferencia en la enfermedad periodontal, ya que los buenos hábitos higiénicos la previenen. Sin embargo, es importante señalar que cualquiera de los métodos que usemos han de aplicarse a largo plazo”, incide Clemente.

Exige paciencia y dedicación, pero los expertos recomiendan lavar la dentadura canina una vez al día. Entre los consejos para que el mejor amigo permita el proceso, están el uso de pasta de dientes para perros y darla a probar antes de introducir el cepillo, así como realizar el proceso en un espacio tranquilo con pocas distracciones.

“Además del cepillado de los dientes, que es la medida más efectiva para la prevención, hay productos masticables, geles o dietas para disminuir la acumulación de placa, ya sea por medios mecánicos o por los ingredientes que contienen”, comenta Clemente.

Prevención

Aunque la salud bucodental del perro se asocia principalmente con el sarro y la halitosis, también se relaciona con otras consecuencias más graves. “El mal olor, la pérdida de alguna pieza, babeo excesivo o la presencia de sangre son señales de que hay alguna patología en la cavidad oral y deberían ser motivo de consulta”, indica el director científico.

Asimismo, revisarla puede ayudar a identificar tumores en la boca, un lugar frecuente de aparición en los perros . “El 90% de los que se detectan en una fase inicial se curan”, añade Pachi. Según comparte el especialista, los signos son similares a los de la enfermedad periodontal: “Mal olor del aliento, babeo o presencia de sangre en el comedero” por lo que es importante poder examinar la boca con detalle”. Ante cualquier masa o úlcera, es esencial acudir al especialista.

El 42% de los propietarios considera al veterinario como el mejor asesor sobre los problemas de salud bucodental. Por ello, en octubre se desarrolla el “Mes de higiene oral”, una iniciativa desarrollada por Pedigree que pretende mejorar la calidad de vida de las mascotas.

Hasta el día 31 de octubre, centros veterinarios de todo el territorio nacional ofrecen una revisión dental gratuita y comparten las pautas de higiene para realizar en casa.

Fuente: https://www.lavanguardia.com/vivo/20181012/452288878292/cuidar-boca-perro.html

Mantelos siempre identificados. Visita pinpet.com para ver todas las opciones en collares, placas, arneses y mucho más. Todo para tenerlo identificado en caso de que se pierda. Disminuye el tiempo de recuperación de tu mascota al tener un número de contacto visible en su collar, placa o accesorio.

Consejos para no tener ni un pelo de mascota.

consejos-para-no-tener-peloLos mejores trucos para combatir los pelos de mascota en casa

Una mascota te hace compañía, te da calor en invierno,  te anima en los días más grises, te da cariño, amor incondicional… ¡y te deja la casa llena de pelos! Esto último es inevitable. Tanto si se trata de un perro como de un gato, lo normal es que tus muebles y tu ropa acaben llenos de pelillos que serán difíciles de quitar.

Este es un problema importante, sobre todo para los alérgicos. Aunque más allá de los estornudos, a nadie le gusta llegar al trabajo y que su jersey nuevo tenga más pelos que Chewbacca. Hoy en el blog vamos a recoger algunos de los mejores trucos para luchar contra los pelos de mascota.

En primer lugar, y aunque suene a tópico, es importante cepillar diariamente al animal. Podemos incluso aprovechar cuando estamos fuera de casa para pasar la mano a contrapelo y quitar todo el pelo muerto antes de subir a casa y que acabe en nuestro sillón. Además de esto, toca aspirar o barrer la casa cada semana, obviamente.

Eso sí, una vez que el pelo se ha instalado en nuestro sofá, en la cama, la alfombra o en nuestra ropa… tenemos que recurrir a esos ‘trucos estrella’ para dejar las superficies como nuevas. ¿Tenéis vosotros alguno que nos podáis contar? Os animamos a dejar un comentario para que todo el mundo pueda probarlo.

Mientras tanto, nosotros os dejamos varios consejos que os pueden ayudar:

1)      Paños o una esponja mojada: con este mecanismo conseguimos que el pelo se vaya haciendo bola y sea mucho más fácil quitarlo con la mano y tirarlo a la basura.

2)      Rodillo o cinta adhesiva: Tenemos la opción de comprar uno de esos rodillos fabricados especialmente para este cometido. Este aparato se pasa sobre la ropa y quita buena parte de los pelos que se han pegado a la ropa o a las mantas. Ahora bien, si no queréis dejaros dinero en uno de estos rodillos, recomendamos probar a hacer lo mismo con un rollo grande de cinta adhesiva. Veréis lo bien que funciona…

3)      Globo o guantes de látex: Por último, podemos recurrir al poder de la electricidad estática. Con un globo hinchado y agitado o con un guante de látex conseguiremos sacar esos últimos pelos que se niegan a acabar en la basura.

Finalmente, es muy importante vigilar de vez en cuando que con no se obstruyan los filtros de la aspiradora, del aire acondicionado y de la calefacción. A ver si los pelos de nuestra mascota nos van a salir demasiado caros…

Fuente: http://homesapiens.es/2016/05/los-mejores-trucos-para-combatir-los-pelos-de-mascota-en-casa/

Mascotas limpias. Tus fieles amigos se merecen un cuidado especial.

sepillado-mascotas.jpg

Tener una mascota en casa no implica solamente contar con un compañero fiel para jugar, también requiere de una responsabilidad que incluye cuidados, limpieza, higiene y salud, que benefician tanto al amigo cuadrúpedo como a quienes habitan el mismo espacio.

El cepillado y baño frecuente de perros y gatos, así como la vacunación y desparasitación, son sólo algunos puntos a seguir dentro de esta relación amo-mascota.

Algunos especialistas comparten consejos que pueden ayudar a establecer una relación más armoniosa con nuestras mascotas y que, además, permitirá mantener el hogar con mayor pulcritud tanto en el interior del hogar, como en el jardín.

 Para el perro

  • Fumiga el jardín con elementos orgánicos no dañinos, lo cual es una manera de mitigar que los perros se conviertan en excavadores de las plantas.
  • Cepíllalo dos o tres veces por semana para evitar que su pelo se caiga por toda la casa.
  • Diluye el cloro con detergente especial para mascotas, pues el primero es dañino para el sentido olfativo de los animales.
  • En las áreas marcadas dentro de la casa usa artículos que no contengan amoniaco, pues de lo contrario se repetirá la conducta de marcación.
  • Los perros deben desparasitarse dos veces al año y vacunarse anualmente con su veterinario.
  • Báñalos a conciencia, incluida la limpieza de sacos anales (lo hace un profesional), una vez al mes.
  • El veterinario hace la limpieza oral una vez al año y corte de uñas regular.

Para los gatos

  • Una o dos veces a la semana, lava y desinfecta la caja de arena.
  • Retira los montículos de la caja dos veces al día: mañana y noche.
  • Todos los gatos necesitan un cepillado diario para evitar nudos y bolas de pelo en el estómago.
  • Al comenzar a bañarlo, el gato debe tener más de tres meses.
  • Para bañar al minino, utiliza un peine de dientes abiertos, cortaúñas, cepillo de cerdas de plástico, cotonetes y algodón.
  • Cuando un gato no se acicala, es porque está enfermo o demasiado débil para hacerlo.

Fuente: laopinion.com